286 Views

Los incendios provocados aumentan en verano, pero sobre todo en Israel por la intervención de los incendiarios medios de comunicación. 

En esta época del año se producen muchos incendios por el aumento de las temperaturas, pero sobre todo por la intervención de la mano del hombre. Los países de latitudes con calurosos veranos ya tienen planes contra los incendios dado que estadísticamente saben que se van a producir.  

La incidencia del fuego en los campos y bosques de Israel es considerablemente mayor que en otras partes del mundo, pero no por cuestiones climáticas sino especialmente por la intervención deshumanizada de varios grupos antisociales como son los terroristas árabes; la mayoría de los medios de comunicación y por sus cómplices de la ONU juntos con sus incendiarias agencias. En estos días me llegó el recordatorio en Facebook de una noticia de hace cuatro años de cómo la cadena española de televisión Antena3 daba las noticias del lanzamiento de cometas incendiarias por parte de unos pobres adolescentes palestinos.  

En apenas unos minutos los pirómanos medios de comunicación justificaban con términos como los jóvenes y adolescentes se enfrentaban con cometas incendiarias al ejército hebreo que incapaz de pararlas emplea drones para destruirlos. Las imágenes nos figuramos que seguirán alojadas en los archivos de la cadena reiteradamente mencionada. No tienen desperdicio y aunque han pasado cuatro años desde su publicación siguen vigentes por las incendiarias informaciones que siguen publicando una inmensa mayoría de medios sean de radio, prensa, televisión o medios digitales. En este destructivo incendio desinformativo la ONU y sus “agencias humanitarias” siguen deshumanizando a Israel siendo también colaboradores necesarios con los medios de comunicación. 

Los ataques terroristas son seguidos por los medios, en su guerra mediática contra Israel, no para informar sino para deformar a la opinión pública e inducir al odio contra los judíos en general. Los pirómanos sean del tipo que sean solo buscan destruir el mayor número de metros cuadrados de bosque, pero en el caso de los pirómanos que atentan contra el campo de Israel buscan además como última estrategia la destrucción física de la población judía. El viejo slogan terrorista de “echar a los judíos al mar” se ha juntado con el de “volveremos a quemar a los judíos” como hicieron los nazis. En este punto debemos recordar que nuestro eslogan es no olvidamos y no perdonamos.  

Las amenazas no deben obviarse ya que suponen un peligro real de involución en la defensa efectiva de la nación de Israel, de los judíos en general y de su Capital Indivisible Jerusalén. Los pirómanos no nacen; se hacen adoctrinados e influenciados por los medios de comunicación con su destructiva desinformación contra Israel. Unos medios que más que publicar información distribuyen libelos de sangre contra los judíos. 

El gobierno de Israel debería estar preparado para contrarrestar todo incendio que tengan programados los “adolescentes” de Hamás, como previsiblemente harán otra vez. Unos adolescentes que como verán en las imágenes son hombres hechos y derechos en aspecto, pero torcidos e inducidos por los medios de comunicación a arrasar la vida vegetal, animal y humana. Los medios ya están agazapados esperando a que aumente la temperatura política para incendiar a la comunidad internacional contra Israel. No se nos olvide que para producir un incendio solo hace falta un elemento de activación. Los pirómanos e incendiarios medios de comunicación son el elemento de activación del odio contra Israel. Hazlo saber. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: