fbpx

Una Aberración Imperdonable

Los organismos internacionales hacen caso omiso bajo un ignominioso silencio por los asesinatos cometidos contra la población civil israelí por parte de yihadistas palestinos en otras palabras terroristas palestinos. Un silencio abrumador empaña la supuesta actitud de la comunidad internacional de defender los Derechos Humanos con los cuales se llenan la boca y me atrevería a decir que también los bolsillos.

Una Aberración Imperdonable

Una Aberración Imperdonable

El Primer Ministro de Israel Benjamín Netanyahu ya puso de manifiesto el efecto llamativo que tienen unos segundos de silencio en su discurso en la sede la Las Naciones Unidas ¿Cuánto más el constante y llamativo silencio de la mayoría de la comunidad internacional?

Los sangrientos atentados que se han producidos en estos días en Israel han puesto de manifiesto el ya nombrado ignominioso silencio de la mayoría de organismos y organizaciones de todo tipo incluida el de Las Naciones Unidas. La ONU y sus agencias colaboracionistas con el mal han guardado silencio, han cerrado los ojos y han enmudecido ante la sangrienta espiral de violencia protagonizada por los yihadistas palestinos valga la redundancia.

Los medios de comunicación, en su gran mayoría, también se han conjurado en una especie de pacto de silencio obviando el derramamiento de sangre que se ha producido en Israel contra sus ciudadanos. Uno de los atentados más aberrantes por su crueldad, sin minimizar el resto, ha sido el caso de la mujer judía que sufrió además del apuñalamiento un trato vejatorio e inhumano por parte de los “transeúntes” palestinos. El Primer Ministro sr. Netanyahu se refirió a dicho caso con estas palabras “No vamos a aceptar una situación en la que se apuñala a una mujer judía y la gente se niega a ayudarla, la insulta y la patea. Vamos a llevarlos ante la justicia”.

Si algo similar hubiera ocurrido con una mujer palestina ya estarían ardiendo las redacciones de los medios de comunicación de medio mundo acusando a Israel de crímenes contra la humanidad. Como el caso es evidentemente al revés el silencio es la repuesta de la comunidad internacional a los crímenes de guerra cometidos en el nombre del cada día más que hipotético Estado Palestino.

Aunque son muchas las voces que dicen que la Tercera Intifada ha comenzado, lo cual pongo en duda, eso solo significaría la debilidad del mal llamado Presidente de la Autoridad Palestina el yihadista Mahmoud Abbas que se disfraza de musulmán moderado para pasar desapercibido.  Las consecuencias serían demoledoras para su frágil “gobierno” que vería sobre si y su mafioso grupo de colaboradores como toda la maquinaria bélica de Israel caería bajo sus huecas y vacías cabezas de paz.

Israel “duerme” con su enemigo árabe palestino que con nocturnidad y alevosía sigue vertiendo la sangre de la población civil israelí y la del resto de sus ciudadanos civiles o militares. Un drama que ha de acabar de forma definitiva ¿Cómo? ¡No es de competencia ni de capacidad de elección o de acción!

Muchos siguen justificando los sangrientos atentados palestinos pero déjeme decirles que justificar a los asesinos palestinos por ser palestinos y condenar a los judíos asesinados por ser judíos es una aberración imperdonable ¡El Cielo lo demande!

También te podría gustar...

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: