Los atávicos espíritus ancestrales de Irán

Un año más llegamos a Purim y el ambiente de fiesta se deja sentir en Israel y en todo el mundo judío en la diáspora. La alegría por la victoria de la reina Ester, Mordejai y el resto de la comunidad judía en el Irán del repulsivo Hamán se sigue celebrando con entusiasmo y confianza, en la acción invisible desde el Cielo en favor de Israel.

Ayatolas

El moderno Irán, solo en el sentido de actual, sigue incitando al odio mortal contra los judíos. Los atávicos espíritus ancestrales que llevaron al desastre total de Hamán continúan obrando en los ayatolás iraníes. Unos espíritus ancestrales, escapados desde los mismos infiernos, que llevan la destrucción y muerte a los propios iraníes. Los ancestros directos de Hamán, como sus antepasados progenitores, insisten en el aniquilamiento de todos los judíos. La historia se repite dramáticamente, con los mismos resultados, para llegar a un final de todos conocido.

Los ayatolás iraníes subyugan al pueblo de Irán con despótico poder propagando el odio antijudío sin estar apercibidos de las consecuencias de sus acciones. El actual Irán muere sumido en la más cruel oscuridad de la incitación contra el moderno Estado de Israel y los judíos. Unos ayatolás abducidos por esos espíritus atávicos mueren lentamente envenenados por el odio a Israel. Las mismas maldiciones del maldito Hamán, valga la redundancia, son repetidas por estos burdos criminales de la conciencia y el honor.

La perversa colaboración entre el régimen iraní y la dictadura de la casta de los Assad en Siria está destruyendo la mayor parte de Oriente y contaminando a un Occidente carente de visión histórica, ética y moral. Un Occidente que también incita la odio contra los judíos europeos que son la base de la prosperidad de Europa y América. Las mismas amenazas de muerte contra los judíos, que ya realizara el infecto Hamán de la historia de Purim, se siguen pronunciando públicamente en el Irán de los ayatolás. Uno de sus más sangrientos ayatolás conocido como Hamenei dijo que el régimen sionista no existirá dentro de veinticinco años. Una maldición que hizo en el año 2015 y que forma parte de la propaganda antijudía que Irán exporta al resto de la comunidad internacional.

Las continuas amenazas de los ayatolás de aniquilar a los judíos chocan con la realidad del sorprendente y milagroso Estado de Israel que goza de la bendición de tener el mejor preparado ejército del mundo. Las Fuerzas de Defensa de Israel, conocidas por las siglas FDI,  combaten al terrorismo islámico subvencionado por Irán como principal aval económico de los grupos terroristas como Hezbollah o Hamás.

Las noticias se repiten y mientras escribimos este artículo las sirenas de alerta de lanzamientos de misiles suenan también en la populosa Tel Aviv. Los cohetes lanzados desde la Gaza de Hamás, subvencionada por Irán, han sido destruidos en el aire por el sofisticado sistema de defensa aéreo de las FDI. Una vez más la inteligencia y la sabiduría de los antepasados del Pueblo de Israel, distribuidos en la genética judía, se enfrenta a la torpeza dañina de los espíritus atávicos de los ayatolás iraníes. La maldad es torpe y repetitiva manteniendo los mismos patrones destructivos de conducta. Unos patrones contaminados de odio y muerte, por los mencionados espíritus atávicos iraníes descendientes de Hamán, que siguen cegados con el aniquilamiento de Israel.

La historia de Ester nos recuerda que la ya mencionada acción invisible del Cielo en favor de Israel protegió en el pasado y protegerá en el futuro a los judíos de los aniquiladores de la vida. La horca que Hamán mandó construir para asesinar a Mordejai fue la que el Cielo usó para ajusticiar al mismo y ya nombrado Hamán. Las armas de destrucción masiva con las cuales los ayatolás amenazan con destruir a los judíos y al Estado de Israel serán las mismas que los destruyan a ellos ¿Acaso la historia no es cíclica y repetitiva? La horca de Hamán ya está hecha y los ayatolás serán los primeros en probar de su misma medicina. Rezamos por una victoriosa celebración de Purím para el Pueblo de Israel y para todos los benditos amigos de los judíos que también están en Irán, Siria o el resto del mundo árabe ¡Feliz Purim amigos!

También te podría gustar...

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: